miércoles, 30 de abril de 2014

Un regalo diferente

Este domingo se celebra el día de la madre. ¿Has pensado en regalarle algo diferente?
Tenemos actividades que se adaptan a todas las edades. Desde los vuelos acrobáticos en avioneta, hasta los tranquilos paseos sobre la costa o la Alhambra (en Granada). O los vuelos en parapente y paramotor, o el regalo más solicitado en años anteriores, los vuelos en globo.
Seguro que hay uno que es el regalo perfecto.


Paseos en globo:

Esta actividad tiene una duración de tres horas aproximadamente, ya que tras un vuelo de una hora, os invitamos a un desayuno y os otorgamos un diploma de vuelo.
Estaréis presentes durante el montaje y desmontaje del globo, por lo que tendréis la oportunidad de descubrirlo todo de primera mano.






Paseo en avioneta:

Los paseos en avioneta sobre la costa también son una de las actividades más demandas para regalar. Tienen una hora de duración y si os animáis podéis acompañar a vuestra madre (ya que por el mismo precio vuelan hasta 3 personas).
Una vez en crucero, os damos la oportunidad de sentir las sensación de pilotar, con la ayuda de nuestros instructores.


Vuelo en parapente (biplaza):

Durante veinte minutos, podréis experimentar la sensación de volar de una forma muy diferente. Una actividad que sin duda, merece la pena.

Para todas nuestras actividades, disponemos de bonos regalos con fecha abierta para realizar la actividad. El interesado, sólo tiene que llamarnos y cerrar el día con nosotros.

¡Animaos. Os esperamos!

miércoles, 2 de abril de 2014

Parapente





El parapente es un deporte creado a finales del siglo XX por montañeros, que descendían con esa especie de ala las montañas que habían escalado.

Es una de las actividades que más interés suscita, tal vez,  por la sensación de libertad que propicia.

El equipo está compuesto por un ala flexible de entre 22 y 33 metros cuadrados. El piloto es quien lo maneja en su totalidad, siguiendo las corrientes térmicas  y las corrientes dinámicas, que se producen, básícamente, por el calentamiento de una masa de aire gracias a los rayos del sol.







En el caso del parapente, el despegue y aterrizaje lo haría el piloto a pie, para lo que sería perfecto hacerlo desde una ladera un poco inclinada con un viento en cara de unos 10-15 kn/h (algo menos si se pretende hacer desde la costa). En la variante del paramotor, sería un motor de explosión de gasolina o eléctrico acoplado a una silla el que propulsaría todo el sistema.

La velocidad mínima de vuelo es 25km/ y la máxima 50km/h. Algunos parapentes de competición pueden llegar a alcanzar los 60km/h.



Es necesario un poco de formación antes de iniciarse en este tipo de vuelos, para evitar correr riesgos innecesarios y si os apetece probad la experiencia os animamos a hacer un vuelo biplaza acompañados de un instr



Os dejamos un vídeo de vuelo sobre las dunas de Dubai. Merece la pena que lo veáis.